Perspectivas

Interrogantes para el liderazgo opositor; por Gisela Kozak Rovero

La profesora Gisela Kozak Rovero opina sobre la gestión de la MUD sin llegar, según sus palabras, a un tono "radical y divisionista". Kozak analiza la participación y gestión de algunos líderes políticos en cuanto a las promesas hechas para la realización del Referendo Revocatorio y su participación en las mesas de diálogo.

Por Gisela Kozak Rovero | 24 de noviembre, 2016

gisela640

No soy radical ni divisionista

Es un lugar común comenzar una crítica a la MUD afirmando que se le apoya. También suele decirse en estos momentos que se está con el diálogo y que no se quiere “un baño de sangre”. Con esta petición de principios espero salvarme del remoquete de “radical y divisionista” con el cual se descalifica a quienes no respaldan alguna actuación de la  MUD. Dicho esto, paso a formular algunas interrogantes.

¿La MUD no tiene más gente?

Errar es de humanos y  perdonar divino pero que millones de personas padezcan las equivocaciones y que no pase nada me recuerda al chavismo con su infinito talento para actuar con absoluta impunidad. En una carta abierta, Thays Peñalver plantea con toda claridad las condiciones para llevar a cabo un diálogo de trascendencia en el marco de una sociedad como la nuestra: se requiere de negociadores profesionales, de una agenda clarísima, de mediadores fiables y de un espacio de negociación fuera del país. Diego Bautista Urbaneja, de la comisión de estrategia de la MUD, cuenta que le aconsejaron a los negociadores que el punto de discusión fuese el Revocatorio. ¿Por qué no se siguió el consejo? Pedro Benítez, de la misma comisión, concluye en un artículo que si bien el gobierno no iba a entregar su cabeza en una mesa de negociación, la MUD debió obtener una oferta sensata a cambio del evento electoral: apenas logró promesas sin fecha mientras el gobierno ganó tiempo. No sabemos en este momento el destino del diálogo gobierno-oposición; solo sabemos que el primer round favoreció al gobierno. ¿Quiere decir esto que debe abandonarse el diálogo definitivamente o que la MUD debe ser condenada en conjunto? No. Los responsables de haber llegado a un primer acuerdo inconveniente con el gobierno tienen nombre y apellido y deberían ser sustituidos por negociadores que sepan con claridad su misión. Por cierto, Voluntad Popular debería estar en ese diálogo porque,  si se va a llevar adelante, algún “radical” debe estar presente: podría dar el ejemplo proponiendo un negociador de verdad en lugar de perder espacio al no estar.

¿Nadie responde por sus errores?

¿Por qué entre nosotros no se responde por las promesas? Carlos Ocariz, Henrique Capriles Radonski, Chúo Torrealba estaban al frente del Referendo Revocatorio 2016: no lo lograron. El gobierno es culpable, sin duda, pero no puede ser que se jurase por todos los santos (es de buen tono usar la religión con fines políticos entre nosotros) que se iba a lograr el evento plebiscitario cuando se sabía ya en septiembre que el gobierno no lo permitiría. La “fuerza del pueblo”, la “calle”, la “constitución” se esgrimieron como palabras mágicas frente a un gobierno que desembozadamente se convirtió en una dictadura. Esto no es política, es autoayuda. ¿Mintieron, o por lo menos transmitieron su personal ceguera, para no desanimar a la gente? Ahora le exigen “calle”, “ímpetu democrático”, “lucha sin fecha”. Soy de quienes piensan que efectivamente la lucha contra una dictadura de efectos tan catastróficos como la revolución bolivariana no tiene fecha, pero preferiría que me convocaran no Ocariz, Torrealba y Capriles sino otras caras. En otros países, el que pierde se aparta: el primer ministro de Gran Bretaña renunció después del Brexit, por ejemplo. No me digan que no hay más gente en la MUD porque sí la hay.

¿Hay que dar gracias a los políticos?

Los defensores de Henrique Capriles Radonski lo defienden como a un hijo, a un monaguillo o a un mecenas, no como se defiende a un líder. Henrique Capriles ha tenido mi respaldo mas nunca mi gratitud, ni él ni ningún político. Capriles ha salido derrotado tres veces: dos en elecciones presidenciales y una como cara más visible del revocatorio. En un país sensato pasaría a las duchas por no poder llegar a la meta y ayudaría a otros más dotados para el triunfo. En Venezuela seguiremos cargando con sus desaciertos. María Corina Machado y Leopoldo López pagaron sus errores en 2014: ella con su curul de diputada y él con años de cárcel. Un pago injusto e ilegal, por cierto. Capriles no enfrenta el precio político de los suyos mientras ellos, los primeros que reconocieron por fin la catadura dictatorial del gobierno, cargaron con los costos de haberse planteado una maniobra política a destiempo sin el apoyo suficiente. Los analistas más respetados en 2014 criticaron a veces con mucha razón y otras con saña y sin piedad La Salida; quisiéramos la misma dureza con quienes nos han llevado a este punto muerto.

¿Ignorancia comunicacional o miedo?

Nuestros líderes más conspicuos no suelen brillar por su formación intelectual ni parecieran asesorarse respecto a nada importante del mundo de hoy. Francamente, a veces confunden la labor de conserje con la democracia y la política. Es lamentable oír a Henry Falcón, uno de nuestros negociadores en la mesa, quejarse de las redes sociales, al igual que Torrealba, Ocariz y Capriles. Los muy mencionados “guerreros de teclado” forman parte de ese “pueblo” con el que se llenan la boca los mencionados. El problema es que ese “pueblo” no es simplemente la víctima que pasa hambre y necesidad, la imagen que todos los políticos de la MUD repiten hasta el hartazgo, ni la masa heroica y empoderada que “va a recuperar la democracia”: es la gente real que se queja, molesta, cuestiona, insulta o critica con argumentos, exhibe su ignorancia o su formación, apoya o se encierra en su intolerancia y brutalidad. Es parte del “pueblo” al que se exalta cuando se quiere y se rechaza cuando protesta: el mismo “pueblo” que detesta el chavismo, el protestón, al que no se le puede tener lástima, odioso y concreto como una piedra en el zapato. Las redes sociales transmiten información: los políticos audaces y de raza saben qué hacer con ella en lugar de amilanarse o enfurecerse. Ni se pliegan, ni rechazan: escuchan. Lo mismo debería pasar con las encuestas, convertidas en oráculos que estimulan en los líderes la obediencia en lugar de la lucha para cambiar las cosas.

¿Qué vamos a hacer en la calle?

No nos engañemos: la mayoría de la gente no va a salir a matarse por convocatorias políticas. Saquea, protesta, molesta, pero no se va detrás de nadie a poner el cuerpo ante la GNB o la PNB. Cuando María Corina Machado habla de desobediencia civil, y por más respetable que sea su abierta asunción del gobierno como dictadura, nos encontramos con que no hay organización para llevarla a cabo más allá de marchas multitudinarias. Estamos preparados para elecciones, no para enfrentar una dictadura del siglo XXI que descubrió que encarcelar escritores, periodistas y tuiteros es una bobada: vamos a molestarlos un poco pero déjenlos, como se permite en Cuba la hipercrítica obra literaria de Leonardo Padura. Solo un golpe de timón dentro de la MUD puede propiciar una organización popular distinta, pero la lamentable convocatoria de Carlos Ocariz a un simulacro de Referendo Revocatorio, las diferentes visiones dentro de la MUD y, hay que decirlo, la medianía de un liderazgo político que no está preparado para la resistencia solo prometen que un gobierno tan malo como el de Nicolás Maduro durará lo que tenga que durar y que solo el chavismo está en capacidad de cambiar las cosas. Lástima un país que ruega por sotanas y está en manos de militares: hasta el Vaticano saldrá salpicado de tanta estupidez junta, lo cual no es de lamentar por cierto. Nada más hay que escuchar al actual Papa para entender que su gran problema son las democracias liberales y la economía de mercado, no el chavismo, el peronismo o el castrismo.

Y por cierto, para los opositores que actúan como el chavismo porque que no aceptan la crítica y demuestran grandes falencias intelectuales al hacer la pregunta “¿qué harías tú?”, les recuerdo que bajo semejante punto de vista no podríamos cuestionar tampoco al gobierno.

Mala hora la que estamos pasando.

Gisela Kozak Rovero 

Comentarios (23)

Manuel J Diaz
24 de noviembre, 2016

Acertadísimo artículo, felicito a la autora. Traduce en muy pocas palabras la gran realidad que nos aqueja…de paso, los errores reiterados cometidos por las caras más visibles y/o conocidas -cuando no más representativas- de la MUD, todos ellos políticos con “cancha” y experiencia, hacen nacer dudas razonables acerca de lo involuntario de los mismos.

Personalmente creo que debido a estos mismos errores, y a la actitud general bien descrita por la autora, a menos surja una corriente intelectual dentro de la política opositora capaz de pensar en alternativas estratégicas innovadoras(en inglés le dicen “pensar fuera de la caja”)o se presente un evento traumático imprevisible cuyo resultado sería, por necesidad, igualmente imprevisible) no veo un futuro muy diferente al pasado reciente, mis disculpas por el pesimismo…

Louis Gerardo Rodriguez Holder
24 de noviembre, 2016

Ahora resulta que se puede interrogar al liderazgo opositor, pero preguntar a quien interroga “qué harías tu”, significa que no se aceptan las críticas del interrogador. Curiosa conclusión.

zoilo abel rodríguez
24 de noviembre, 2016

Excelente, estimada Gisela. Antes de hacer una propuesta, voy a incurrir en la gran “falencia intelectual” de preguntarle (sí, a usted): ¿Qué haría usted? Y ahora propondré dos nombres para la nueva directiva de la MUD que urge nombrar, dos damas intelectualmente profundas, politológicamanente lúcidas y probadas luchadoras demócratas: Margarita López Maya y… Gisela Kozak Rovero.

Diógenes Decambrí.
25 de noviembre, 2016

“Lástima un país que ruega por sotanas y está en manos de militares”: A ese nivel de incoherencia y mediocridad hemos llegado. “Es lamentable oír a Henry Falcón, uno de nuestros negociadores en la mesa”: A Falcón lo invitó Samper, quien junto a los tres chiflados (Torrijos, Fernández y Rodríguez Zapatero) son las incondicionales fichas que le dan la pátina internacional a la farsa del diálogo, que -una vez más, como en el 2014- ayuda primordialmente al régimen, le da respiro y legaliza la operación morrocoy con el revocatorio. “como se permite en Cuba la hipercrítica obra literaria de Leonardo Padura”: Relativa esa cualidad de hipercrítica, se mantiene en sus libros a un nivel de exquisitez literaria que -además de no ser muy popular entre los alienados al castrismo- no le entenderían esas “críticas” tan elegantes y aterciopeladas. Y en sus declaraciones ya sobre la vida real, lo caracteriza la total ambigüedad. Por eso lo tolera la Nomenklatura raulista, es el disidente oficial.

Roberto Arocha Larrazabal
25 de noviembre, 2016

Gisela, que bueno!!

Hugo Alejandro Mora
25 de noviembre, 2016

En su articulo critica con saña posturas constitucionales y que en algun momento parecieron ser las mas adecuadas, para nadie es un secreto que cuando se tomo el camino RR era el mas adecuado, que contenia el riesgo de que no se diera, tambien, como lideres los arriba mencionados como “caras del revocatorio” no podian salir de buenas a primeras a dar un mensaje de desesperanza ante la realizacion del mismo, simplemente la respuesta popular a la convocatoria y validacion del 1% no hubiera sido la misma.

Si se aplaude el hecho de que MCM y LL “desenmascararon” al regimen dictatorial, tambien es aplaudible el hecho de que a traves de la convocatoria al RR se destaparon aun mas y negaron el derecho del venezolano a contarse en las urnas y debatirse abiertamente.

Lo que mas se critica de MCM y VP es que hoy patean el dialogo pero no dan una ruta cierta a seguir, solo “calle sin retorno” ¿bajo que condiciones? ¿cuantos acompañan? ¿firmas para juicio popular? mas cerebro menos visceras.

Martin
25 de noviembre, 2016

Excelente profesora. Pudo plasmar con palabras la cruda realidad de la oposición. Lamentablemente los líderes de la MUD no han comprendido (o no quieren comprender) que nos están pidiendo lo mismo por lo que estamos luchando: “dejar de ser unos corderitos que nos dejemos llevar como les plazca y sin ningún derecho a crítica”. Libertad va de la mano con pluralidad. Ojala aprenda a escuchar

Arturo Salazar
25 de noviembre, 2016

Radical? Es alguien contrario a todo lo establecido y que acciona en consecuencia, toma riesgos, expone, actúa según sus principios errados o no pero actúa. Lo otros es un simple rezongón. Divisionista? Hitler, Chavez, Santos, Uribe. Dividen a su pais entre aquellos y nosotros. De resto son simples estorbos a lo que se hace. Todas y cada una de las “derrotas” sufridas por la oposición, son producto de un adversario incapaz de jugar limpio. Emprenderla contra la MUD, el Vaticano, Almagro, la OEA, Unasur y Mercosur. Es como insultar al estafado y celebrar al estafador. Si la ley es ley, lo lógico es ir contra el tramposo y luego MUCHO DESPUÉS de someterlo a la justicia, encarar al trampeado y decirle lo pendejo que fue en su cara. Mas cuando este aspira asumir el poder luego de haberse equivocado. Si no le gusta la MUD, convenza a quien pueda sustituirla a hacerlo. Mientras no consiga ese valiente dispuesto a ser despellejado en al vía publica por “radicales”, acepte, solo tiene a la MUD

Freddy Guzmán Balbas
25 de noviembre, 2016

Lamentablemente es la imagen reflejada de la MUD, plataforma electoral donde se cifra la esperanza de millones de venezolanos.. comparto plenamente el punto de vista planteado y tampoco soy divisionista.

yasmin
25 de noviembre, 2016

En el presente articulo hay muchas verdades pero los articulos que no aportan niinguna alternativa para mi es mas de lo mismo..

Roselis González Rosas
25 de noviembre, 2016

Felicitaciones Gisela.

Rodrigo Blanco Calderón
25 de noviembre, 2016

Como ya muchos lo han diciendo por ahí: suscribo este artículo, con puntos y comas.

Un abrazo.

JORASEMA
25 de noviembre, 2016

PROFA. Gisela Kozak Rovero

Para comprender la cuestionada participación de la MUD en el Dialogo debemos analizar los intereses personales de los “lideres” del G4 (AD-PJ-UNT-VP) que controlan la MUD, 1.- HRA (AD): El viejo líder, zamarro como el sólo, esta consciente que esta es su ultima oportunidad (biológica) para ser Presidente. Su oportunidad esta en fortalecer AD a nivel nacional a través de Gob. y Alcaldías rescatadas del chavismo y mantener el control sobre la AN. Por eso cambia la inmediatez del RR por la viabilidad de la AN, la cual controla. Todos los Sec. Grales de AD son candidatos a Gob. lo cual le permitirá aumentar su poder de negociación dentro de la MUD. Los Diputados de AD no podrán ser candidatos a Gob. Los 1ros. suplentes de los Diputados de otros partidos de la MUD (posibles candidatos a Gob. y Alcaldías), mayoritariamente son miembros de AD, con esta jugada reforzaría el control sobre el único Poder independiente, que realmente controla la oposición.

JORASEMA
25 de noviembre, 2016

…coninuación

2.- HCR-JB (PJ) La procesión va por dentro. La relación entre los lideres fundamentales de PJ, es como un matrimonio por conveniencia, puro interés. HCR torpedeó el ascenso de JB a la Presidencia de la AN, atacando “La Salida”, lo cual le resto a JB los votos de VP, impidiéndole acumular al control del principal partido de oposición, el control de la AN. De ser así JB aseguraba su postulación a la Presidencia de la Republica. Ahora JB, le devuelve la moneda, torpedea el RR, tabla de salvación de HCR, quien una vez deje la Gobernación de Miranda (julio de 2017), pasara a ser un dirigente mas, sin chance para aspirar en el 2018. HCR añora ser expulsado de la MUD, por eso asume posiciones supuestamente radicales, para pescar en el descontento y la desesperación que genera la prolongación de la agonía del gobierno de Maduro, tratando de suplantar al “monstruo de Ramo Verde”. Que ironía

elisa hougaard
25 de noviembre, 2016

Muy buen artículo. Muy claro.

willian
26 de noviembre, 2016

Totalmente comparto este análisis. he venido alertando que en la MUD lo que que hay non se porque razón, son unos niños de pecho, no tienen las cualidades ni las condiciones de llevar un proceso ni de negociación de tan alta responsabilidad y envergadura que el pueblo de Venezuela , mas del 80% exige un cambio democrático. La MUD no tiene un norte claro que los lleve a ofertar una esperanza de cambio a todos los ciudadanos. Hay que tener claro que el problema es de una elite política que fracaso y cambio su rumbo hacia la corrupción, el narcotráfico y acabar con la mayoría para crear y mantener el hombre nuevo prometido corrompido que los atornilles en el pode.

Belkis De la Rosa
26 de noviembre, 2016

“En un país sensato (Henrique Capriles) pasaría a las duchas por no poder llegar a la meta y ayudaría a otros más dotados para el triunfo.” La política no es un deporte y tiene como principal virtud la perseverancia. Seguir apostando por posibles líderes y no respaldar al líder en acción es lo que nos ha llevado a aventuras como el difunto Chávez. HCR logró convocar a una cantidad de votantes en dos elecciones seguidas, con todas las condiciones en contra, para “perder” (aun en duda) por 1,56% de la votación. Su insistencia por el RR es la que llevó al gobierno al límite de resistencia a las elecciones, para maniobrar el 20/Oct con medidas pseudo-judiciales quebrando su máscara democrática y actuar como una dictadura. Comparto lo expresado por Arturo Salazar. Es legítimo que no te guste HCR ni la MUD, pero es lo que tenemos y a quienes debemos los mejores resultados electorales en estos 17 años.

Eleazar
27 de noviembre, 2016

Recuerdo a mediados del presente año (2016) que se planteaban varios movimientos como el revocatorio, la constituyente, la reforma, exigir las elecciones regionales. Pues bien destinaron todo su esfuerzo en el revocatorio, el cual a últimas instancia crecía la presión de la calle pero como indica la autora, marchas multitudinarias hay, lo que no hay es fuerza o apoyo para combatir una maquinaria de guerra (colectivos y militares). Pero acaso, había que sacrificar las elecciones regionales? Cómo es posible que hayamos permitido que se violara la constitución y no realizar las elecciones regionales este año? Simple. Los que actualmente gobiernan en sus estados, tanto chavismo como opositores, prefieren más tiempo para asegurar una primaria o en su defecto, negociar con los actores políticos para continuar en lo que Chávez llamó período indefinido. Apoyo totalmente lo que dice la autora, y que la MUD ofrezca negociadores nuevos y que se unan los otros partidos que no se sentaron.

Eleazar
27 de noviembre, 2016

@JORASEMA HRA es un político con alta experiencia, negociador y carisma que logró la presidencia de la asamblea precisamente como dices con el apoyo de Voluntad Popular y un Nuevo tiempo. Eso fue algo que no pasó desapercibido, sin embargo, el nuevo acuerdo es que para el próximo año había la rotación por lo que es muy temprano para juzgar si HRA no entregará la presidencia. Con respecto a HCR, asumes que no continuará en la gobernación de Miranda. Por qué? Si precisamente el peor mal que dejó Chávez fue enmendar la constitución (que por cierto fue inconstitucional, aparte que ya se le había dicho NO en la reforma). Por lo que, HCR puede reelegirse indefinidamente, o acaso asumes que perderá la elección? Si es lo segundo, discúlpame pero estás desconectado de la realidad, y precisamente por eso es que no hay elecciones este año. Si como si las cosas fueran a mejorar el próximo año. -.-

rafael muñoz
27 de noviembre, 2016

El articulo es bien interesante y nos muestra la muy vieja aspiracion de muchos Venezolanos de que sean los partidos politicos y exclusivamente sus egolatras,individulistas y mal calculadores pseudo lideres(incluido el muerto) quien resuelva el gran problema de sociedad Venezolana complice,alcahueta y poco Ciudadana que no termina de entender que todo tiene un costo,que deben existir penas y/o castigos a corruptos y mal servidores publicos y/o privados o sea debe haber responsabilidad y compromiso,amen de que la culpa de lo que nos pase a pesar de ser individuales o de grupos nos afecta a todos!Venezolanos debemos terminar de entender que solo unidos por un concreto objetivo rescatar Democracia pasa por rescatar las FANb del secuestro Castrocomunista y altamente corrompida mas aun de lo pensado!crear un nuevo pacto que incluya la conformacion de una Junta de Gobierno de Emergencia Nacional,que inicie con procesar a todo aquel que se le demuestre daño contra Erario Publico,Soberania y DDHH de los Venezolanos!!y olvidemonos por lo menos durante proximos tres años de mesias o calculadores Pseudo lideres!!! JORASEMA retrata y desnuda muy bien malos calculos de los mencionados

Eduardo
3 de diciembre, 2016

Solo diré: más de lo mismo.

Néstor Zschamüelle-Bastidas
4 de diciembre, 2016

Gisela, coincido contigo en que como ciudadanos merecemos una mejor oposición polít6ica. Aun cuando sea yo partidario del socialismo, en los términos referidos por Jesús Huerta de Soto. Y afecto al PSUV.

Fanny Gómez
9 de abril, 2017

En la actualidad que sistema,gobierno o proceso social tenemos conduciendo el destino de Venezuela, un régimen dictatorial inédito por su origen y objetivo, el cual no es precisamente para beneficio de Venezuela y sus ciudadanos, una cúpula quiste maligno franquicia del cubano, pretende poner la mano delincuente a América Latina, para establecer ese imperio que alucina con enfrentarse al gigante del norte; no es un una oposición lo que Venezuela necesita, el pueblo precisa de una organizada resistencia, pacífica o como sea, resteada.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.