Actualidad

Contexto: los cinco ataques con granadas a cuerpos policiales venezolanos // #MonitorProDaVinci

Por #MonitorProDaVinci | 28 de septiembre, 2015
Granadas 640

Fotografía de Luis Vallenilla publicada el 28 de septiembre de 2015 por Últimas Noticias

1. El primero de cinco ataques con granadas. La prensa nacional ha destacado que entre la noche del viernes 25 y la del domingo 27 de septiembre de 2015 hubo 5 ataques con granadas a cuerpos policiales con un modus operandi que se repite: sujetos en motocicleta arrojan los artefactos explosivos hacia sedes policiales o grupos de agentes.

De acuerdo con un recuento publicado por Globovisión, el primer ataque se produjo a las ocho de la noche el viernes, cuando tres personas todavía sin identificar arrojaron artefactos explosivos contra la sede de homicidios del CICPC de Mariara, estado Carabobo. La misma nota relata que los atacantes intentaron ingresar a las instalaciones, obviando la voz de alto de un efectivo y disparando contra el edificio antes de lanzar las granadas.

2. Los otros cuatro ataques. Horas después, a las cuatro y media de la madrugada del sábado, sujetos en motocicleta atacaron la sede del mismo cuerpo policial en El Llanito, en Caracas. El portal del diario 2001 informa que fueron dos las granadas utilizadas. Según fuentes policiales citadas por Últimas Noticias, se reforzó el patrullaje en el sector, pero no aprehendieron a los responsables.

El Universal publica que durante la madrugada del domingo dos comisiones policiales de la Policía Municipal de Baruta fueron atacadas con granadas. Los oficiales se encontraban en un punto de control vial en la Avenida Principal de Las Mercedes, en Caracas, en las adyacencias del puente que comunica con El Rosal. Las granadas fueron arrojadas desde la parte de la Autopista Francisco Fajardo que pasa por encima del puente.

El alcalde de Baruta, Gerardo Blyde, informó en rueda de prensa que los responsables fueron un grupo de personas con armas largas que se movilizaban en más de 50 motos y fueron desde Cariacuao hasta Petare, enfrentándose a distintos cuerpos de policía, de acuerdo con las jurisdicciones por las cuales pasaron.

El cuarto ataque ocurrió en San Juan de los Morros, estado Guárico, la tarde del domingo. En esta oportunidad, una de las granadas impactó contra un árbol y la explosión sólo afectó tres patrullas que estaban estacionadas. El periodista Daniel Colina informó en su cuenta en Twitter que fueron detenidos Juan Gabriel Loaiza Mireles, de 18 años, y un adolescente de 16 años.

El último ataque fue contra la sede de Policía del estado Miranda ubicada en La Urbina, a las ocho de la noche del domingo. Diversos medios afirman que el hecho fue perpetrado por dos sujetos en una motocicleta roja.

3. ¿Cuál ha sido el saldo como consecuencia de los ataques? De los cinco ataques referidos, sólo el ocurrido en Las Mercedes dejó heridos: ocho funcionarios y cuatro civiles, según el trabajo periodístico de El Universal. El resto de los atentados sólo dejó daños materiales.

El herido de mayor gravedad es el oficial Gustavo Ochoa Moreno, de 26 años, quien tiene un esquirla alojada en el cerebro tras perforarle el ojo derecho y se encuentra en terapia intensiva. Las otras personas heridas fueron José Alfredo Rosco González (de 26 años), Pedro José Meléndez (de 27 años), Germain Veláquez (de 30 años), Yoneider Hernández (de 30 años), José Lara (de 30 años), Juan Pablo Carvajal (de 42 años) y Julio César Guzmán ( de 36 años).

4. Móvil posible y el Ministerio Público. El alcade Gerado Blyde afirmó que la movilización del grupo de motorizados armados que hizo los ataques a la comisión policial en Caracas actuó en venganza por la muerte de presuntos criminales durante operativos en la Cota 905. Sin embargo, el alcalde no hizo referencia a las razones que propiciaron los demás ataques con granadas del fin de semana.

Correo del Orinoco informó que el Ministerio Público comisionó a Beatriz Roso, fiscal 46° del Área Metropolitana de Caracas, para investigar la detonación de los explosivos en Las Mercedes y El Llanito.

5. Antecedentes: A propósito de los eventos del fin de semana, el portal del diario Tal Cual reeditó un reportaje que explica el aumento de la presencia de granadas fragmentarias en manos de grupos delictivos en Venezuela.

El trabajo hecho por Adriana Núñez Moros para RunRunes y Tal Cual contabiliza que desde enero hasta mayo de 2015, hubo 24 hechos delictivos que incluyeron el uso de granadas fragmentarias. Añade que, de acuerdo con un estudio para el Desarme hecho por la Organización de Naciones Unidas, Venezuela es el país con más muertos por el uso de este arma de guerra entre enero 2013 y 2015. La cifra específicamente es de 18 personas que fallecieron por granadas, más otras 16 fueron heridas por su explosión.

Uno de los elementos que más destacan del estudio citado por Núñez Moros es que la Compañía Anónima Venezolana de Industrias Militares (CAVIM) es la única figura que puede importar granadas y es el ente que lo hace para los cuatro componentes de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana.De esta manera, al preguntarse cómo es que llegan a las calles estas granadas, el reportaje explora cinco opciones de tráfico de granadas:

1. El robo de las granadas en los almacenes militares por jóvenes que ingresan al servicio militar y se retiran en menos de dos años.
2. Producto de la incautación de armas no declaradas.
3. El robo a casas de materiales retirados que las almacenan como souvenires.
4. Contrabando de material bélico por la frontera.
5. Robo de granadas durante prácticas y entrenamientos militares.

#MonitorProDaVinci 

Comentarios (2)

Petrusco
29 de septiembre, 2015

En pocas palabras, las granadas pueden llegar a manos de los antisociales de 5 maneras distintas:

1. Robadas a almacenes militares por jóvenes que ingresan al servicio militar y se retiran en menos de dos años.

2. Incautadas pero no declaradas.

3. Robadas a casas de materiales retirados que las almacenan como souvenires.

4. Por contrabando de material bélico a través de la frontera.

5. Robadas durante prácticas y entrenamientos militares.

Esto echa por tierra la tésis de que es el gobierno el que suministra las granadas a los delincuentes, o al menos la atenúa, dejando ver las posibilidades lógicas que tiene ese tipo de armamento de ser hurtado, contrabandeado o negociado bajo cuerda, aún cuando el ente que lo maneja oficial y legalmente es uno solo.

Eso no le resta responsabilidad al Estado pero tampoco lo deja como el único factor de la ecuación.

Eduardo
30 de septiembre, 2015

Esta es guerrilla urbana, no ideólogica , por lo menos así parece, es más bien delincuencial. El estado tiene que actuar, mejorando el control sobre el inventario de armas y explosivos. Y por supuesto combatir estas bandas delictivas con la fuerza de la ley.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.