Actualidad

#QueridaGioconda “Un colega profesor intercambia pornografía con los alumnos. ¿Qué hago?”

Por Prodavinci | 5 de octubre, 2013

gioconda640

Puede hacer llegar sus problemas a #QueridaGioconda al correo electrónico giocondaenprodavinci@gmail.com. Con el fin de satisfacer a una cantidad más amplia de lectores, los planteamientos que lleguen al buzón de #QueridaGioconda pueden ser editados e incluso agrupados con otros. En cada ocasión se consultarán a especialistas en el ámbito referido y se garantizará la confidencialidad de la consulta.

***

Soy un profesor de tercer año de bachillerato en un colegio católico en Caracas. Descubrí que un compañero, otro profesor, intercambia películas pornográficas con los alumnos de noveno grado. No creo que nada pase de allí y el profesor en cuestión es un buen amigo y colega. Me he devanado los sesos sobre si debo denunciar esta situación, porque sé que no está bien, pero incluso me preocupa que el que salga mal parado de esta situación sea yo y termine perdiendo mi trabajo, cuando más lo necesito. ¿Qué hago?

Atentamente:

BreakingBad.

***

Estimado BreakingBad:

¡Vaya situación delicada con la que me corresponde iniciar esta sección en Prodavinci! Por tu seudónimo, presumo que eres el docente encargado de Química en el mismo colegio, así que (para utilizar términos que reconozcas) he intentado conseguir una suerte de balanceo orgánico para darte esta respuesta. Lo primero que se me ocurrió fue consultar a un analista: ellos escuchan las suficientes confesiones como para orientarme en cuanto a la dirección que debes tomar. Se trata de Gioconda Medrano, miembro de la directiva de la Asociación Venezolana de Psicoanalistas, quien sugiere como primer paso que sostengas una conversación con tu colega ya que, como me cuentas, lo consideras tu amigo. Este primer paso te ayudaría a estar alineado con sus valores, saber qué opina él de que a ti esta situación te incomode y ver si tiene consciencia de las consecuencias que eso puede acarrearle, antes de denunciarlo de buenas a primeras.

¡Porque vaya que las consecuencias pueden ser delicadas! Olga Ramos, coordinadora del Observatorio Educativo de Venezuela y una especialista que respeto mucho y maneja los espacios de la educación y la ética como pocos, subraya que se trata de menores de edad. “Su colega está violando la Ley”.  Para Olga, la educación es una vocación tan poderosa que cree que más allá de pensar en la necesidad de mantener tu trabajo, debes pensar en tu rol y en cómo esto te “obliga a tomar partido en esa situación y a hacerlo por la vía formal. No importa si la situación no pasa del intercambio: es una violación a los derechos de esos jóvenes”. Así que, en este orden, las sugerencias paso a paso son claras si quieres utilizar la vía formal, pues deberías:

1. Documentar tu hallazgo.

2. Revisar la Ley Orgánica de Protección al Niño, la Niña y el Adolescente (LOPNA).

3. Acudir formalmente a sus directivos y denunciar la situación con los argumentos hallados.

4. Hacer un respaldo de la documentación del hecho y de su denuncia, por si debe apelar a instancias superiores, pues si esto no funciona. deberás acudir a una defensoría del menor. Y si toman represalias en tu contra, denunciar a tus superiores.

Otro buen amigo, Juan Maragall, Director de Educación de la Gobernación de Miranda, destaca algo de tu consulta que es interesante destacar: eso que te motiva a escribirme es el amor y el respeto que sientes por tus alumnos. Y si esta preocupación es legítima, es imperativa la denuncia. Como bien dice y sabe Juan, “en muchas oportunidades, hacer lo correcto no siempre es fácil”.

Cuéntame cómo te va: ya sabes cómo contactarme. Y presta atención a quienes comenten en este foro: nunca está de más considerar la opinión de los lectores de Prodavinci. Suerte, BreakingBad.

Prodavinci 

Comentarios (10)

Erna Alfaro
5 de octubre, 2013

Si el profesor sabe que está completa y absolutamente errado lo que sucede en su colégio; es más, es una conducta aberrante y perniciosa de parte de su colega, aunque el “crea” que no passe de allí, porque el colega es um “buen amigo”,su deber es denunciar. El tema de la pornografía entre adultos es uma elección, entre jóvenes influenciados por un adulto y profesor, es otra cosa, delicada y peligrosa. Um profesor debe saberlo claramente. Es también parte de su vocación y trabajo.

Manuel
5 de octubre, 2013

A que niveles ha caido la educación en Venezuela, que un profesor se preste para este tipo de cosas, que asco! , mi recomendación (por ser docente) es que te comuniques directamente con el director manifiestale lo que has visto hasta ahora, sino lo haces lamentablemente un alumno puede salir perjudicado,no sabemos el tipo de conducta que llegue a desarrollar en el salon de clases, o si el profesor realiza otras practicas (no sabemos). ojo con eso y cumple con tu deber. Piensa como padre ¿te gustaría que tu hijo intercambiara pornografía con un profesor? . Suerte

gcastan
5 de octubre, 2013

Estoy seguro que los estudiante conseguirán otra persona con quien cambiar porno. Mas bien aprovechen la oportunidad de hablar abiertamente sobre el sexo con los muchachos.

José Velenzuela
5 de octubre, 2013

Los niveles de mogigateo a los que hemos llegado son los que asustan. Esto no es moral, esto esto son moralistas conservadores. Soberana pendejada. Lo que nos esta matando como país es un bando absolutamente libertino y liberal y otro que cada día se vuelve más puritano y conservador avemariapurisima sin pecado original concebido.

Sashenka
5 de octubre, 2013

Lo dicho por la profesora Olga Ramos: ese profesor está violando la ley, en consecuencia, corresponde denunciarlo ante las autoridades de la institución. “No pasa de allí” es una apreciación . Como adulto, sabe que está haciendo algo incorrecto. Sí, los adolescentes tienen muchas fuentes para acceder a la pornografía. La escuela no es ni debe ser uno de esos espacios. A lo sumo, puede propiciar espacios de diálogo y orientación en torno al tema. Hay asuntos que no pueden asumirse a medias tintas. La responsabilidad de un docente con sus alumnos es la prioridad.

PEDRO
6 de octubre, 2013

Yo pienso que deberia seguir las instrucciones que le dan los profesionales, ademas amigo que tal si tu hija o hijo fuese unas de estas victima de este “profesor”,esto no se trata de puritarismo sino de ley y ese profesor es MAl por donde lo mires y al amigo gcastar es cierto que consigan otra persona pero para eso estas tu como padre si es que lo eres para TU SEAS EL QUE HABLE DE SEXO A TUS HIJOS no otro.

migdaelizabeth
6 de octubre, 2013

A los jóvenes hay que hablarles de sexo como formación de vida. Lo que está haciendo el profesor de intercambiar peliculas pornograficas es ilegal. Su amigo debe conversar con él e informarle sobre lo que establece la ley al respecto ya que al parecer no lo sabe. Si el profesor a cuenta de la amistad no hace nada para controlar esta situación se convertirá en complice.

Hernan
7 de octubre, 2013

Saludos antes que nada; al parecer tenemos un típico caso de que esta bien ante la sociedad y que es normal. Lo primero y sin ánimo de polémica en 9° grado con edades de 14 a 16 años dependiendo de los colegios, repitientes etc. Uds. ¿En verdad creen? que los alumnos no saben nada de sexo o de como encontrar porno por: Internet, Televisión por cable, Kioskos, Películas piratas, en fin donde les dé su regalada gana. Entonces amen de una serie de consideraciones “legales” que no se adaptan a la realidad de nuestro país, donde la mayoría de los adolescentes tienen su primera relación sexual ente los 14 y 16 años ¿ cuál es el problema en que un adulto responsable comparta una afición con sus alumnos? Preguntémonos seriamente, sobre todos los que estudiamos en liceos públicos ¿con cuántos profesores “bebimos caña”? cosa que es ilegal, ¿cuántos no supimos de una alumna que sedujo a un profesor?, que también es ilegal o ¿vimos a un profesor dándole un cigarrillo a un alumno? etc. En conclusión que sea ilegal no implica que sea malo ni para unos ni para otros.

Juan Manuel Tovar M.
7 de octubre, 2013

Buenos días Breaking Bad.

Como Tío, sugiero que lleves los argumentos que te han planteando en este espacio, los discutas con tu colega en principio y le hagas ver que está violando la ley. Si tú, en un lapso prudencial (sugiero 15 días luego de la conversación con tu colega), él no cambia de parecer, ve a las instancias internas del Colegio (con argumentos legales como Lopna, otros) antes de que te acusen de complicidad. Es mejor perder una amistad que convalidar acciones tan inaceptables.

A los muchachos se les debe hablar de sexo con seriedad, de forma amena, sin caer en vulgaridades ni banalidades. También se debe hablar sobre lo malo del sexo (violaciones, esclavitud de mujeres, otros, para que nuestros chamos estén pilas y sean sus primeros guardaespaldas. ¡Suerte!

bobc
10 de octubre, 2013

amigo Breaking Bad. el acceso a ese tipo de material que tienen los jovenes hoy en dia es casi infinito, por si no lo sabe basta con buscar en la internet bajo cualquier titulo y conseguira material pornografico completamente gratuito. Vea otro punto de vista, el de su colega, es posible que el tenga un plan(poco tradicional ), pero quiza ingenioso y hasta radical con el cual poder compenetrarse con sus alumnos, ya que la curiosidad, que los muchachos de ese nivel poseen por ese tipo de material es totalmente natural, trata en primera instancia conocer bien lo hechos y las intenciones de vuestro colega, si no consigues resolver tu inquietud activa los macanismos de orden.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.