Actualidad

El triunfo del dinero, de Niall Ferguson

Reseña que abre formalmente la discusión sobre El triunfo del dinero, de Niall ferguson, en el club virtual del libro Prodavinci.

Por Rafael Osío Cabrices | 18 de mayo, 2010

El historiador escocés Niall Ferguson reaccionó a la crisis financiera global con un ensayo imprescindible, que muestra cómo la invención de las finanzas ha sido una de las más relevantes para el progreso humano, no solamente un tema de los moralistas y los resentidos. No se conforma con explicar qué son esos papeles que valen fortunas y esas abstracciones cuyo valor decide la vida de millones de personas.

Como El triunfo del dinero: cómo las finanzas mueven el mundo se titula el sorprendente libro que muestra cómo el “vil metal” –o sus actuales manifestaciones digitales- ha movido la historia humana, desde las Cruzadas y el Renacimiento hasta la urbanización del sur de Estados Unidos y la curiosa alianza de la hiperpotencia con China, la antigua economía mayor que vuelve, al parecer, a por el sitio que había perdido en el siglo XVIII.

Pero ese metal ha sido mucho más que “vil”. O al menos, no sólo eso.

Ferguson tiene otros tres libros traducidos al castellano, todos publicados en el sello español Debate: Coloso, un ensayo sobre la dificultad que él ve en Estados Unidos para ser un imperio como los de antes; El imperio británico, acerca del auge y caída del pequeño gigante que dominó el siglo XIX; y La guerra del mundo, un extenso trabajo acerca de la red de acontecimientos que llevaron al auge capitalista de la segunda mitad del siglo XIX a autodestruirse en la Primera Guerra Mundial.

Es un elocuente representante de esa escuela de escritores de no ficción de la lengua inglesa en la que la disciplina investigativa se acompaña de una notable capacidad para narrar, exponer y convencer. Identifica los hitos, personajes y temas críticos de la historia financiera y los usa para desarrollar historias que son enormemente interesantes, incluso para quien ha vivido huyendo de los temas económicos.

El cómo ciertos aventureros arruinaron a noblezas enteras o el cómo Shakespeare pintó en el temible Shylock una realidad característica de la República de Venecia recuerda la ambición sin ningún límite de los yuppies estafadores del presente. La plata nos ha ayudado a salvarnos del hambre y de la muerte, ha financiado el horror pero también la belleza, ha creado a Bernard Madoff pero también le ha dado de comer a Michelangelo Buonarotti.

Entender qué es, de dónde viene y cuánto peso tiene en las vidas de todos nosotros (no sólo el que ejerce sobre nosotros) es para él una decisión tan importante como enterarse de la existencia de la ley de gravedad o de la circulación sanguínea.

“Mientras no entendamos el origen de la especie financiera”, concluye Niall Ferguson, “jamás podremos comprender la verdad fundamental del dinero: que, lejos de ser un monstruo al que hay que dominar, como se quejaba recientemente el presidente alemán, los mercados financieros son como el espejo de la humanidad, que revela cada hora de cada día laborable la forma en que nos valoramos a nosotros mismos y en que valoramos los recursos del mundo que nos rodea”. ¿Le parece demasiado grandilocuente? El triunfo del dinero demuestra que no; que la invención de las finanzas nos ayudó, y mucho, a llegar adonde estamos.

*******

Este texto pertenece a la discusión que sostendremos en Prodavinci sobre el libro El triunfo del dinero, de Niall Ferguson. Rafael Osío Cabrices publicará semanalmente una reseña de cada capítulo del libro con la intención de acompañar a la lectura del libro y promover la discusión en la sección de comentarios.

Rafael Osío Cabrices 

Comentarios (5)

Víctor Lara
18 de mayo, 2010

Estoy empezando a leer el libro y la verdad es que la prosa y el estilo de Ferguson engancha.Que bueno que ya arrancaron con esto. Saludos.

jesús espinoza
18 de mayo, 2010

Excelente inicitiva. Las finanzas al igual que las comunicaciones, son los instrumentos idoneos hoy por hoy para entender el comportamiento humano, sus éxitos, angustias y expectativas. En verdad, cuando todos podamos entender y manejar el llamado mundo financiero, habremos iniciado el camino para vencer la pobreza material y liberarnos de la depencia económica.Cuando dominemos las finazas no habrá imperio que subsista, ni nación dependiente. Volaremos tan alto como el aguila y tan veloz como chupa flor.

Héctor Mendoza
20 de mayo, 2010

Me parece interesante la posición de Fergusson en la introducción de su libro, en el que dice que la gente del mundo de finanzas ha sido impopular históricamente, entre otras cosas, por las crisis financieras. Las crisis son episodios dolorosos que deja a mucha gente afectada y allí anida el resentimiento. En Veneuela hemos tenido nuestra dosis. La crisis de Caldera quizá sea el ejemplo mas claro.

Por otra parte, algunas encuestas que he visto, noto que la banca tiene una buena imagen ante el público. No entiendo mucho como puede ser esto. O mejor dicho, entiendo que la gente sienta que hay un servicio que le prestan y esté agradecido por ello pero parece un poco contradictorio con la animadversión que asume Fergusson existe ante la gente de las finanzas. Seguiremos con interés esta discusión.

José Pereira
23 de mayo, 2010

La introducción es un excelente preámbulo de lo que encontraremos al adentrarnos en la lectura, comparto completamente con el autor su argumento de que en aras de entender el mundo financiero actual debemos estudiar la historia de sus principales instrumentos, una vez internalizados estos factores en nuestro análisis es como considero que veremos siempre que se sigue un patrón común a la eficiencia y al arbitraje, un patrón que pareciera hoy se traduce en el dominio del poder económico sobre cualquier otra fuerza, un poder derivado no sólo de la posesión del capital sino de la posibilidad que tienen los acaudalados de influír de forma global en una infinidad de aspectos de la existencia humana incluso en aspectos que hoy consideramos fundamentales e inherentes a la misma –UCAB–

Un aporte menor
28 de mayo, 2010

Un aporte menor: hay otro libro de Ferguson traducido al español, Dinero y poder, editado en su momento por Taurus. Está en sintonía con los temas de El triunfo del dinero y es igualmente bueno.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.