#ProdavinciDatos

¿Es posible saber quién ganará las elecciones en EE.UU.? ¿Qué dicen las últimas encuestas?

Por Prodavinci | 7 de septiembre, 2016
De izquierda a derecha: Donald Trump, Hillary Clinton, Gary Johnson y Jill Stein

De izquierda a derecha: Donald Trump, Hillary Clinton, Gary Johnson y Jill Stein

En la mañana del martes 6 de septiembre se publicaron varias encuestas para reflejar el estado de la contienda electoral por la presidencia en Estados Unidos. Una encuesta en los 50 estados de esa nación conducida por SurveyMonkey y The Washington Post ilustra que en varios de los estados más grandes hay una ligera ventaja de la candidata demócrata Hillary Clinton sobre Donald Trump, candidato del Partido Republicano.

La más reciente encuesta de CNN coloca a Trump con 45% de apoyo entre potenciales electores contra el 43% de Clinton. Un 7% de los encuestados prefieren a Gary Johnson por el Partido Libertario y 2% a Jill Stein por el Partido Verde. Llama la atención que otra encuesta de SurveyMonkey coloca a Trump y Clinton prácticamente empatados en Texas, un tradicional bastión republicano y el segundo estado con más habitantes.

¿Quién está al frente en las encuestas?

Hillary Clinton se mantiene por delante de Trump por un promedio de 4% en las encuestas nacionales. Sin embargo, esto representa una ganancia de terreno por parte de Trump, quien se encontraba en promedio 8% por debajo de Clinton a mediados de agosto.

Entre las regiones clave donde los partidos concentran sus esfuerzos de campaña, las encuestas muestran un empate en Iowa y a Hillary Clinton con una ventaja de 5% en Virginia.

¿Con estos datos quién tiene más probabilidades de ganar?

A partir de las encuestas nacionales y estatales se han construido modelos estadísticos que calculan las probabilidades que tiene cada candidato de ganar las elecciones. El más famoso es el modelo diseñado por el estadístico Nate Silver para el sitio web FiveThirtyEight. Silver calcula que en este momento Trump tiene una posibilidad de 33% de ganar la presidencia, con una proyección de 31% a más largo plazo.

Otro modelo destacable es el presentado por la sección The Upshot de The New York Times. Su modelo calcula que Hillary Clinton tiene 84% de ganar la presidencia, mientras Trump cuenta con apenas 16%.

¿Cómo se calculan esas probabilidades?

En términos generales, los modelos electorales predictivos recogen encuestas conducidas a escala nacional y estatal. Esas encuestas son procesadas y se combinan con otras variables “fundamentales” que consideran aspectos históricos, económicos, demográficos, entre muchos otros. Todos estos elementos se usan para calcular las probabilidades que tienen los candidatos de ganar la presidencia, proyectando el voto popular y el número de colegios de electores que gana cada candidato.

Las diferencias entre los modelos se resumen en cómo reacciona cada uno ante los datos que arrojan nuevas encuestas, cómo ajustan las tendencias y cuánta importancia le dan a variables “fundamentales” como el estado de la economía y el nivel de aprobación del presidente actual.

♦♦♦

La neumonia de Hillary Clinton y los mercados de apuestas ProDaVinciDatos-1

Que hacer con el error de agosto por Rafael Rojas-1

Prodavinci 

Comentarios (3)

Reinaldo
7 de septiembre, 2016

Al final debe ganar TRUMP que aseguraría mayor fortaleza para los Estados Unidos en todos sus aspectos. Hillary es una ilusión seguro que si gana las elecciones, no finaliza su primer periodo (porque el 2do. no lo gana ni a palos)

Estelio Mario Pedreáñez
7 de septiembre, 2016

Hillary Clinton ganará esas elecciones y no Trump, un demagogo, charlatán y oportunista que barrió al liderazgo tradicional republicano montado en una ola de racismo, ignorancia y xenofobia. Ganó en ese Partido y perderá en EE.UU. Se impondrá el pragmatismo político de EE.UU. que no tiene vocación suicida como Alemania (promover la I Guerra Mundial y darle el poder a Hitler en 1933) o Japón (buscarle guerra a EE.UU. en 1941), al contrario, en 1803 compraron (la Gran) Luisiana a la Francia de Bonaparte, durante las Guerras de Independencia Hispanoaméricanas vendieron armas a los 2 bandos y compraron Florida al Rey de España, y en 1898, cuando España era una sombra, inventaron una guerra para quitarle sus colonias de Cuba, Puerto Rico y Filipinas. Obligaron al Zar de Rusia a venderles Alaska. A México le quitaron la mitad del territorio, a tiros o con tratados, prevalidos de su poder. Y le venden alimentos y medicinas a los Castro para evitar una inmigración masiva de cubanos por hambre.

Estelio Mario Pedreáñez
9 de septiembre, 2016

Desde que Donald Trump, un ambicioso improvisado y racista, ganó la nominación del Partido Republicano y barrió su liderazgo tradicional, se garantizó el triunfo electoral de Hillary Clinton. Se impondrá el pragmatismo del sistema político de EE.UU. que no se lanzará al abismo por un “extremista”. Y quizá se reformen los partidos políticos tradicionales de los EE.UU. para evitar que nuevos aventureros, demagogos y/o charlatanes, escudados en sus fortunas, puedan aspirar a tan alto cargo. EE.UU. nunca ha tenido vocación suicida como Alemania (1914, 1933) o Japón (1941). Trump ganó la nominación porque en el Partido Republicano hay mucha ignorancia, racismo y xenofobia, pero perderá en EE.UU. por ser minoría. Esperemos que Hillary Clinton no decepcione tanto como Obama, a quien la locura de los suecos de la Academia del Nobel le regaló el Premio Nobel de la Paz sin ningún mérito. Arbitrariedades de los suecos, que parece las limitan a sus premios, y con esto no torturan ni matan a nadie.

Envíenos su comentario

Política de comentarios

Usted es el único responsable del comentario que realice en esta página. No se permitirán comentarios que contengan ofensas, insultos, ataques a terceros, lenguaje inapropiado o con contenido discriminatorio. Tampoco se permitirán comentarios que no estén relacionados con el tema del artículo. La intención de Prodavinci es promover el diálogo constructivo.